Archivo

Archivo del autor

Terapia de grupo para personas y/o familiares con Trastorno obsesivo compulsivo

Knetfiguren Stuhlkreis Holzboden

A partir del viernes día 25 de enero de 2019, retomaremos las terapias de grupo para pacientes con TOC.  El horario será en viernes alternos, de 16:30 a 18:30 de la tarde, en nuestro Centro de la Calle Padilla, de Madrid.

Los grupos estarán formados por un número limitado de participantes (max. 12 personas). Cada persona podrá acudir con un familiar o acompañante, si lo desea.

Somos psicólogos clínicos con más de 25 años de experiencia en el tratamiento del Trastorno obsesivo compulsivo. Estas terapias siempre han ofrecido numerosas ventajas como complemento a una terapia individual. El objetivo de estos tratamientos grupales será crear un entorno donde los pacientes puedan expresar y compartir libremente sus pensamientos y emociones, disminuyendo la sensación de aislamiento e incomprensión que generalmente va unido a dicho trastorno. Las personas podrán compartir distintas experiencias y ejemplos dentro del mismo problema y sentirse identificadas y apoyadas en la superación de éste.

Participarán también en dichas terapias antiguos pacientes que han conseguido superar el TOC, aportando sus procesos y vivencias a la hora de haber afrontado este trastorno de ansiedad, tan limitante e incapacitante.

Entre todos podremos aportar las herramientas necesarias para luchar contra los pensamientos, las compulsiones y las limitaciones asociadas a todo el proceso.

Los interesados en acudir, podéis poneros en contacto con nosotros a través del siguiente correo: info@psicia.com, donde se os proporcionará toda la información necesaria.

Para más información sobre este y otros temas, visita nuestra página web: https://www.psicia.com/

Psicología de la compra compulsiva de Lotería de Navidad

10/12/2018 1 comentario

Bolas y bómbo de lotería

En Navidad nos dejamos llevar por el consumo social. En esta época se nos traslada la idea de que “todo vale”, debemos gastar más, consumir más, compartir regalos, comidas y por supuesto, lotería.

Un mes antes del sorteo extraordinario de Navidad, ya surge una gran expectación por el anuncio televisivo del “Gordo”, donde se nos transmite un mensaje de esperanza e ilusión. Se nos muestra a las personas afortunadas y dichosas y tendemos a gastar más porque nos contagiamos de esa ilusión colectiva.

 Trastornos psicológicos más vulnerables al gasto descontrolado

En estas fechas, aumenta notablemente el trastorno de las compras compulsivas y esto lógicamente, se traslada a la lotería de Navidad. Desde el punto de vista de la psicología clínica, hay varios grupos de pacientes que pueden verse afectados y ser más vulnerables a este gasto descontrolado.

Un grupo de riesgo es el que tiene un Trastorno obsesivo compulsivo. Aquí el pensamiento mágico, muy presente en este trastorno, jugará un papel decisivo. El pensamiento reiterado de convertir lo posible en lo probable, perseguirá al paciente con TOC. – “cómo voy a comprar solo un décimo”, “y si sale este número y lo he repartido”, “y si toca en el hotel donde voy todos los veranos o en el restaurante donde como a diario” …  Este tipo de pensamiento, que a todos nos puede venir en un momento dado y dejarnos llevar por él, en el TOC se agudiza hasta el punto de no poder esquivarlo y ceder descontroladamente a la compra compulsiva. Leer más…

El miedo, ¿aliado o enemigo?

Queremos compartir con vosotros este corto de animación, que nos ayuda a ver como ciertos miedos son adaptativos y nos protegen ante un peligro real. Son miedos “saludables” que hacen que nuestro cuerpo se active y nos permita responder de una forma rápida ante una situación peligrosa, conflictiva o difícil.

El problema surge cuando esas sombras extrañas que nos acompañan y nos protegen, se convierten en “monstruos”, dando lugar a miedos irracionales, fobias y otros trastornos de ansiedad que nos paralizan y nos impiden llevar una vida normal.

Este corto, creado por Nata Metlukh en 2015, ha recibido numerosos premios en diferentes festivales de cine.

 

El papel del pensamiento mágico en las obsesiones

26/10/2017 3 comentarios

Shamrock in forest

El pensamiento mágico es un tipo de distorsión cognitiva que consiste básicamente en creer que uno puede dominar la realidad con la mente o con determinados actos. Sería lo opuesto al pensamiento lógico. Podemos poner muchos ejemplos cotidianos como pueden ser los pensamientos de buena o mala suerte. Ej. “Si formulo un deseo mientras soplo las velas, se cumplirá”. O “si me pongo este jersey verde, me saldrá bien el examen…”  El pensamiento mágico es la fuente de las supersticiones.

Es frecuente encontrar este tipo de pensamientos en la infancia. En el caso de los niños, cumple una función adaptativa y de maduración, donde el simbolismo y la magia ayudan a entender el mundo desconocido y extraño que a veces les rodea. En este caso,  los rituales lúdicos como puede ser no pisar las grietas de las baldosas, o acostarse siempre con el mismo objeto, forman parte de un proceso evolutivo normal.

Pensamiento mágico en el Trastorno obsesivo compulsivo

El pensamiento mágico suele estar presente en este trastorno. La persona que padece un TOC necesita mantener un control férreo  sobre las cosas. Este tipo de pensamientos está asociado a la necesidad de control y por ello juega un papel importante en este trastorno a la hora de interpretar la realidad.

 Ejemplos con casos reales

A menudo el paciente tiene la creencia de que sus pensamientos negativos pueden causar daños directos. En este caso la persona se ve obligada a realizar una serie de rituales para contrarrestar estos pensamientos intrusivos y así “evitar una catástrofe o desgracia”.

Caso real: A Carmen le asalta continuamente a su mente, la imagen de su marido asociada a la palabra “muerte” y a un crespón negro. Para contrarrestar este pensamiento tiene que rezar un determinado número de veces hasta que la imagen desaparece de su pensamiento.  Leer más…

Sensibilidad y respeto en el Día Mundial de la Salud Mental

Hoy, 10 de octubre de 2017, se celebra el día Mundial de la salud mental. Desde PSICIA, queremos mandar un mensaje de apoyo a los pacientes y familiares que padecen algún tipo de trastorno mental y queremos hacer un llamamiento para que se trate este tema sin tabúes, eliminando estigmas y barreras. Nadie estamos exentos de desarrollar algún tipo de patología psicológica, psiquiátrica o neurológica, a lo largo de nuestra vida o de que la sufra algún ser querido, y se debe de tratar con absoluto respeto y de una manera sensible y solidaria.

Hay que hacer especial hincapié en la prevención de estos trastornos, y prestar bastante atención a la etapa de la adolescencia, ya que muchos problemas de salud mental tienden a aparecer o a intensificarse en esta etapa del desarrollo.
Con la colaboración de los profesionales de la salud y de la sociedad en general, la calidad de vida de las personas con un trastorno de este tipo puede mejorar notablemente.

Para más información sobre este y otros temas, visita nuestra página web: https://www.psicia.com/

Caso TOC. Mi angustiosa vivencia con el trastorno obsesivo compulsivo

My Story

Carmen padece un trastorno obsesivo compulsivo desde hace años. Actualmente está en tratamiento psicológico en nuestro Centro y ha querido compartir su vivencia con este trastorno. Desde aquí queremos darle las gracias y esperamos que dentro de poco pueda contar su historia de superación del TOC.

“Me llamo Carmen y tengo TOC. ¿Desde hace cuánto lo sé? Como unos tres años, aunque lo extraño es que no lo supiera ya…

En mis años de universidad la ansiedad y el miedo al suspenso eran una constante en mi vida, ¿y si suspendía?, ¿y si me echaban de la carrera?,  ¿y si?… ¿qué sería de mí?… Estuve con psicólogos, que no tuvieron mucho éxito y finalmente di con una psiquiatra que con tratamiento de Prozac consiguió que todo se estabilizara bastante.

Tanto tratamiento, como carrera, terminaron y mis miedos desaparecieron durante un tiempo. Estuve unos años “bien”, a veces tenía miedo a volverme loca ¿y si hacía daño a alguien? Y esos miedos en ocasiones iban acompañados de algunas compulsiones, pero eran miedos temporales, que venían y al poco se iban sin afectar a mi vida.

Pero llegó el día en que intenté quedarme embarazada y no lo conseguía, y como si hubiera sido una olla a presión, mis miedos se hicieron mucho más fuertes y yo mucho, mucho, más pequeña. Leer más…

Trastornos psicológicos asociados a la fobia social

06/06/2017 1 comentario

Social phobia

Un alto porcentaje de pacientes diagnosticados de fobia social, suele presentar otro trastorno psicológico asociado. El término “cormobilidad” se utiliza para describir la coexistencia de una o más patologías o trastorno psicológico, además del trastorno primario. Veamos algunos ejemplos.

Fobia social y abuso de alcohol.

Frecuentemente nos encontramos con el caso del fóbico social que recurre al alcohol en un intento de superar la angustia social. La persona empieza a ingerir alcohol en reuniones sociales, con lo que, de esta manera, logra desinhibirse en un primer momento. En estos casos, el alcohol puede disminuir las conductas de evitación. Pero hay que tener en cuenta que el alcohol tiene un efecto bifásico. La persona se puede sentir mejor durante el primer par de horas después de beber, lo que facilita el volver a consumir, pero la disforia posterior hace que al final se sienta peor. Este malestar inducido por la bebida excesiva puede “alimentar” más la fobia social.

Recurrir al alcohol puede reducir tensiones ansiedad, pero solo temporalmente, teniendo la persona la necesidad de nuevas tomas, lo que puede ser la puerta de entrada a la dependencia. De aquí se deduce la necesidad del diagnóstico precoz de este trastorno.

Fobia social y depresión.

Debido al aislamiento social y a la incapacidad que produce este trastorno, en muchos casos lleva asociado un trastorno depresivo. De hecho, pacientes con fobia social cuando acuden por primera vez a la consulta y se les pregunta por el motivo por el que vienen, manifiestan estar deprimidos.

Es muy habitual que se presenten simultáneamente ambos trastornos. Una persona que presenta problemas para iniciar y mantener una interacción social y amistades, que cuando está con gente teme hacer el ridículo, ser criticado o “parecer tonto”, perder el control o sufrir un ataque de pánico, lo lógico es que acabe desarrollando un trastorno depresivo. Leer más…

A %d blogueros les gusta esto: